La primera semana del año comenzó con grandes novedades en la farándula politica. Si el año que se fue nos golpeó con la dura noticia de la separación de Fulvio Rossi y… eh…. eh… [esta chica joven que salía en la tele]… el 2014 arremetió con todo y, sin nada que envidiarle a los programas de periodismo rosa [¿aún existen? no veo televisión (?)], vía Twitter nos enteramos del “quiebre matrimonial” [¿los periodistas estudian 5 años para aprender estos clichés?] del ahueona’o Ministro de Denfensa Rodrigo Hinzpeter y su esposa Ace Joyce Ventura.

Te cagué, @Profitador. Oh wait!
Te cagué, @Profitador. Oh wait! Mejor lo borro.

Despechadísima la – ahora – expareja del ideólogo del ‘caso broma’, no sólo se encargó de dejar en claro públicamente la ruptura amorosa, sino que además precisó que – paren las prensas – ¡Hinzpeter no sólo la dejó, sino que tiene otra pareja!

Despechada. Es que no te puede dejar un hueón con tanta car'e gil.
Pucha, y yo que quería hacer el meme de Kenita Larraín diciendo: “Hinzpeter, supe que estás solterzzzzzzzzzz”

Y aunque nos sorprenda que alguien pueda quedar herida al terminar con un gil con la cara de imbécil de Hinzpeter, la conclusión de esta triste historia es que a nadie le falta Dios. Excepto a los judíos, porque ellos lo mataron.